La Asociación de María Auxiliadora es un lugar de encuentro para los fieles que se adhieren a sus actividades específicas. La Asociación es en la Iglesia una Asociación pública de fieles, a norma de los cánones 298–320 del Código de Derecho Canónico, y por lo tanto goza de personalidad jurídica eclesiástica.

Según la legislación vigente en cada Estado, puede conseguir el reconocimiento jurídico civil, pero no se adhiere a partidos políticos ni a grupos con finalidad lucrativa. La Asociación de María Auxiliadora ofrece un itinerario de santificación y de apostolado salesiano. En particular, Don Bosco la fundó para implicar a la mayor parte de la gente del pueblo en la espiritualidad y en la misión de la Congregación Salesiana como segundo Grupo de su Obra. Valoriza, de manera especial, el culto de la Eucaristía y la devoción a María Auxiliadora, en todas las formas, públicas y privadas, aprobadas por la Iglesia.

Actúa en comunión y en fidelidad a los Pastores de la Iglesia y en colaboración con los demás grupos eclesiales, especialmente los de la Familia Salesiana. El nombre es “ASOCIACIÓN DE MARÍA AUXILIADORA” (ADMA) y tiene su sede en Turín, via Maria Ausiliatrice 32, junto al Santuario de María Auxiliadora.